La primera vez que entres a una habitación con esta pantalla, lo vas a notar. No sólo porque es hermosa, si no porque es gigantesca. 70 pulgadas de extensión son difíciles de ocultar.

Reseña: Sony Bravia 4K XBR-X85B

La Sony Bravia 4K XBR-X850B es parte de los nuevos modelos de pantallas de Sony, las cuales tienen capacidad 4K. Además de eso, cuentan con todas las tecnologías de las que ya les hemos hablado antes, y juntas crean un objeto de lujo. No decimos eso a la ligera. Cuando hablamos de esta pantalla la puedes poner en la misma categoría que un Ferrari, un Tesla o un Bentley. Lo deseas no sólo porque tiene el rendimiento para probarlo, si no porque tiene un gran diseño, la calidad más alta, lo más avanzado en tecnología. Y porque cuando digas que tienes una tele 4K en tu sala, dejarás a más de uno con el ojo cuadrado.

La XBR-X850B cuenta con una resolución 4K, específicamente 3840 por 2160 pixeles. Ésta, como ya hemos dicho antes, es una resolución cuatro veces mayor al Full HD. Literalmente caben cuatro pantallas de Full HD en una de esta.

Mucho se ha debatido el valor de 4K, pero yo te vengo a decir la verdad: Claro que se nota la diferencia. Una vez que has visto una película en 4K en esta televisión, no querrás regresar a una televisión de menor resolución. Todo te parecerá borroso y feo, particularmente en lo que respecta a texto.

#TúMuyBien de la Sony Bravia 4K XBR-X850B

Imagen

La prioridad número uno en una pantalla 4K es definitivamente la imagen. Por lo tanto es una fortuna que sea aquí donde el televisor brille más. Se trata de una imagen nítida, brillante y clara. Incluso a distancias muy cortas, digamos a un metro de distancia, es imposible notar lo pixeles, dada su alta densidad. Tal como dice la caja, los negros se ven realmente negros,y los blancos destacan como deberían, conservando todos los detalles de cada escena. Finalmente podrás disfrutar de una televisión verdaderamente grande sin sufrir de borrosidad, como sufren televisiones de tamaños similares pero de resoluciones más bajas.

La pantalla también hace un gran trabajo en reproducir imágenes no nativas, es decir en una resolución que no es 4K. A pesar de que el material original se encuentre en una resolución más baja, quizá HD o menor, la imagen sigue viéndose bien. Ojo, no espectacular, porque el material en sí no lo será, pero es muy bueno.

Porque ahora tenemos un bebé en LuisGyG.com, probamos ver Barney en la televisión. Y aunque quizá no sea suficiente para convencer a tus adiestrados ojos, habrá que ver la emoción del bebé al ver a Barney tamaño casi real.

Sin embargo, donde podrás ver que tu inversión definitivamente ha valido la pena es cuando veas material nativo 4K, que ha sido grabado con cámaras Sony 4K. Nosotros probamos con dos espectaculares series de televisión: Breaking Bad y House of Cards, ambas en Netflix. La diferencia con Full HD es apabullante.

¿Recuerdas ese momento en el que te cambiaste de VHS a DVD? Así es la diferencia de Full HD a 4K.

Audio

Esta pantalla cuenta con grandes altavoces integrados, que le permiten llegar a volúmenes altos sin notar mayores distorsiones. Es un audio que sirve bastante bien y te dejará satisfecho. Sin embargo, no se trata de un sonido surround como en un teatro, por lo que si quieres la experiencia completa del sonido (y la quieres) necesitarás un equipo de audio 5.1 como el que te hemos recomendado por acá. De este modo contarás con el audio de alta resolución que merece la pantalla 4K.


IMG_2974

Apps

Una de las partes más interesantes de la pantalla es definitivamente la inclusión de aplicaciones. Desde Netflix hasta Claro Video, todas ellas están disponibles de entrada en tu televisor con sólo presionar la tecla SEN de tu control remoto, o Home en el control One-Flick. La selección es amplia en esa pantalla, pero puedes encontrar aún más aplicaciones al ver su catálogo completo.

Las apps son fáciles de acceder, navegar y se cargan rápidamente. No sentirás pereza de cambiar de app, ya que todo sucede muy rápido.

Me gustaría que hubiera un buscador de aplicaciones, ya que tuve que ver el catálogo completo sólo para descubrir apps en específico. Sin embargo, ya que se trata de una pantalla conectada a internet, puedes contar con alguna actualización que se encargue de esto en algún punto.

IMG_2973

Control Remoto

La pantalla incluye dos controles distintos. Un control tradicional que te mostramos aquí, y que cuenta con una infinidad de botones. Aunque este control puede ser intimidante, en realidad no es muy distinto a los controles tradicionales que has visto en otras pantallas. En unos minutos te puedes ajustar a él, encontrar todo lo que necesitas y seguir con tu vida.

Sin embargo, el segundo control es mucho más interesante. Este control, llamado One-Flick cuenta con un panel táctil que utilizas para navegar los menús de la pantalla. Basta con deslizar el dedo en la dirección que quieres el cursor para que la tele responda con lo que quieres. Es un control muy cómodo de utilizar, y extremadamente fácil para el uso diario. Lo usarás el 95% del tiempo sin problema alguno. El otro 5% del tiempo quizá necesites el otro control para alguna función avanzada, pero esto no sucederá con frecuencia. Digamos que todos los botones importantes están en el One-Flick, y si quieres funciones como “Display” (para ver a qué resolución se está reproduciendo Netflix, por ejemplo), necesitarás del otro control.

Control Remoto

IMG_3067

Montaje

Una de las preocupaciones más grandes a la hora de comprar una pantalla de este tamaño siempre tiene que ser el montaje. Después de todo, pesan bastante y son objetos frágiles. Pero en el caso de esta pantalla no tendrás que preocuparte por eso. Instalarla en piso fue increíblemente fácil, sólo cuestión de abrir la caja, remover seguros, alzar la caja y quitar protección. El proceso entero no puede haber tomado más de 15 minutos.

Esto se debe principalmente a que este modelo cuenta con patitas que le permiten sostenerse por si misma donde la pongas, ya sea sobre el suelo o quizá en alguna mesa baja. Se ve increíblemente bien en ambas situaciones.

#TúMuyMal de Sony Bravia 4K XBR-X850B

En realidad los defectos de esta televisión son muy pocos en comparación con todas las cosas que hace bien. Pero ya que nada es perfecto, te decimos algunas cosas que te van a molestar por más que la ames:

Encenderla no toma tiempo, sin embargo, acceder a las apps puede tardar un minuto o más. Además, cuando la inicias es un poco lenta, como una computadora que no termina de arrancar. Esto se quita en un par de minutos.

Cada vez que accedes a la pantalla de apps vas a escuchar un segundo o dos de estática.

Hace falta un buscador de apps, de otro modo tienes que ver el catálogo completo sólo para ver la app que necesitas de entre todas ellas.

Cabe mencionar que todos estos son defectos de software, por lo que pueden arreglarse en cierto momento.

Factoids

  • Resolución: 3840×2160
  • Peso: 43 kilogramos
  • Funciones de pantalla: 3D, Retroiluminación LED
  • Reproducción: USB
  • 4 puertos HDMI

ParaTerminar

Algo que podemos concluir es que 4K es una tecnología ideal para pantallas de grandes tamaños, pues permite ver con la mejor calidad películas y series de televisión. Si estos están realizados en 4K, el contraste, detalles, color, etcétera, son increíbles. Pero si son imágenes grabadas en resoluciones menores, la remasterización ayudará a mejorar la imagen y a que éstas mismas no den como resultado imágenes  pixeladas (resultado de un mal escalamiento), sino con contornos suaves y más contrastados.

Dónde comprarla

Puedes ordenar esta pantalla directamente en línea de Sony Store a través de este link. Cabe mencionar que en estos momentos tiene el 20% de descuento de su precio regular, que es de 90,480.00 pesos. Esta pantalla también está disponible en tiendas de electrónica como Palacio de Hierro.

BUSCAR

RECOMENDADOS



data-matched-content-ui-type=”image_card_stacked”