Es muy lamentable la noticia que ha estado circulando en el ámbito de la fotografía durante las últimas semanas. La prestigiosa y antiquísima empresa Kodak se ha declarado en bancarrota, seguramente debido a que no pudo luchar contra las nuevas tecnologías y nunca quiso explorar los terrenos de la fotografía digital. En un siguiente paso para mejorar su economía, ha pedido a la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas que retiren su nombre del famoso Teatro Kodak.

Aunque aún tenía un contrato de 20 años con CIM Group para adornar el lugar con la identificación de la marca, pidió a un tribunal de quiebras en Estados Unidos que anulara el contrato después de la mitad del tiempo para poder ahorrar algo de dinero y dedicarse a su reestructuración.

Si nunca habían escuchado hablar sobre el Teatro Kodak, les aseguramos que de hecho sí saben cuál es. Dicho recinto es el lugar donde desde hace 10 años se realiza la ceremonia de premiación de los Oscar. Ahí fue donde Lord of the Rings: Return of the King empató el record histórico de 11 premios junto con Titanic y Ben Hur, donde Martin Scorsese fue acreedor a su primera estatuilla, donde Heath Ledger recibió su reconocimiento póstumo, donde vimos a Hugh Jackman cantar y bailar en una de las mejores presentaciones de la historia, donde se ha reunido la mayor cantidad de mexicanos nominados (Cuarón, Iñárritu, Del Toro, Lubezki, Prieto, Caballero y Navarro en 2007). Un teatro con mucha historia.

En plena ceremonia dentro del majestuoso teatro.

De hecho, aún no está claro si para la ceremonia de este año, a realizarse el próximo 26 de febrero, el lugar seguirá teniendo el mismo nombre. Podemos suponer que sí suceda debido al tiempo que llevaría cancelar el contrato y retirar la publicidad de la empresa de fotografía. La AMPAS tiene también un contrato de 20 años con el teatro para presentar sus codiciados premios ahí, pero ahora que han transcurrido 10 años tiene también la opción de buscar nuevas opciones. Hasta ahora no ha habido ninguna negociación para hospedar la edicón 85 en 2013.

La quiebra de Kodak declarada el pasado 19 de enero se debe en gran medida a siguió dando predilección por su material de fotografía análoga a la digital. Si bien es cierto que muchos estudios importantes siguen adquiriendo grandes cantidades de película para sus producciones, su tendencia hacia el cine digital ha generado un efecto en el que la fotográfica generó una deuda entre pérdidas y devoluciones que finalmente no pudo sustentar.

Probablemente la compañía pueda resurgir en algún momento si logra un orden adecuado. Mientras tanto, su caso actual es súmamente triste. Fundada en 1892 por George Eastman, Kodak fue un total ícono en su área, por lo que su situación financiera resulta una pena total.

¿Cuál crees que sea el destino del nombre del teatro? ¿Crees que Kodak pueda salir de la bancarrota?

Imagen: Los Angeles Times, Film Fodder

¡Haz click en la estrella junto al título si te gustó este post!






¿Necesitas más ayuda de LuisGyG?

Dale clic y envía un mensaje por WhatsApp con la palabra ALTA para que LuisGyG pueda responderte.

Recibirás también información de sus próximas colaboraciones.

¿Quieres más?


 

BUSCAR

RECOMENDADOS



data-matched-content-ui-type=”image_card_stacked”