Sabes que tienes una adicción al celular cuando lo revisas hasta por instinto a tal grado que nada cambió desde la última vez que lo viste. Eso es justo lo que les está pasando a 9 de cada 10 adolescentes mexicanos.

Junto con LuisGyG hemos platicado que el celular ya es una extensión de nosotros. En ocasiones no podemos regresar a casa (o nos regresamos) cuando lo olvidamos porque sentimos que algo nos falta. Y eso cada vez pasa más con las generaciones jóvenes.

mexicanos en internet

La adicción al celular en los adolescentes mexicanos.

Motorola realizó una encuesta llamada “Quiz Phone Life Balance” a nueve mil adolescentes mexicanos entre 10 y 19 años de edad, y lo que descubrió llama mucho la atención.

Según lo que dice, la mayoría tiene encendido el celular las 24 horas del día. Los chicos lo llevan a la escuela, lo utilizan en sus tiempos libres y duermen con el equipo en la habitación. De hecho anteriores estudios dicen que es la tecnología que más valoran y la que lamentarían perder si desapareciera.

No solamente eso. Del total de encuestados, 9 de cada 10 asegura que revisan su celular tan seguido que nada cambió desde la última vez que lo vieron. Solamente 3% dijo que nunca le pasó, 6 de cada 10 que les pasa siempre o muy frecuentemente, y 30% que le pasa algunas veces.

La doctora Roxana Morduchowicz, especialista en cultura juvenil, señaló que se debe a la necesidad de estar conectados. Indica que lo toman como una marca de identidad por lo que siempre deben estar disponibles para sus amigos. De igual manera es algo que les da pertenencia a un grupo y fortalece su vida social.

En cuanto a los padres, pueden diversificar las actividades para el tiempo de ocio de los chicos. Que además de estar con el celular, vayan a una plaza, al cine, al teatro o un museo. Finalmente, crear un código de uso de tecnologías en la familia. Eso implica establecer tiempos y momentos libres de pantalla.



BUSCAR

RECOMENDADOS



data-matched-content-ui-type=”image_card_stacked”